Ruta Sacra

  • La andadura comienza en la Plaza de la Constitución, junto al Ayuntamiento, donde podemos contemplar la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción. Aunque bien es cierto que para ello no es necesario acercarse hasta allí, pues su torre es visible desde varios kilómetros antes de llegar a Manzanares. Sin embargo, merece la pena contemplar la sencillez y austeridad de su interior, que no impide que sea uno de los monumentos clave de la ciudad. El origen de su construcción se remonta al s. XVI.

    El siguiente paso de la ruta hace referencia a otra de las reconstrucciones de Manzanares. Concretamente, a la Iglesia de Nuestra Señora de Altagracia. Tras casi 500 años de historia, fue destruida en la Guerra Civil. Se volvió a levantar en el mismo emplazamiento en 1975. Fue diseñada por Eduardo Gascón con un toque ecléctico o posmoderno.

  • portico asuncion
  • Continuamos con la visita al patrón de Manzanares, Nuestro Padre Jesús del Perdón, albergado en la Ermita de la Veracruz Cada viernes, Jesús del Perdón es visitado por numerosos manzanareños que besan su pie y rezan una oración en la ermita. Ésta se asienta sobre el lugar que en el s. XVI ocupó una antigua ermita y humilladero. También fue destruida durante la Guerra Civil, aunque se reconstruyó rápidamente y para 1940 ya estaba de nuevo abierta. Además, en 1962, la hermandad de Nuestro Padre Jesús del Perdón encargó a Luis Ortega Brú, uno de los mejores imagineros de la historia de España, la construcción del retablo del altar mayor, que luce majestuoso y puede contemplarse desde la entrada.

  • Castillo Pilas Bonas
  • La siguiente parada en la ruta sería el Convento de las Franciscanas, más conocido como “Las Monjas de Clausura”. Su interior destaca por la bóveda de cañón con lunetos entre arcos torales simulados. Desde su fundación hasta la actualidad está habitado por monjas de clausura.

    Y tras los templos más visitados de la localidad, buscamos las huellas de los Santos Viejos. Lo que nos queda por delante en esta Ruta Sacra es un recorrido por las abundantes ermitas que están repartidas por Manzanares. La primera de ellas, la de San Antón, construida en el siglo XV a base de ladrillo, mampostería y tapial, como muchas de las ermitas de la comarca. Se ubica en medio del tránsito de la calle que lleva su nombre y su festividad se conmemora el 17 de enero.

  • Siguiendo con las ermitas, y a unos pasos de distancia, encontramos la de la Virgen de la Paz. Dedicada a Santa Quiteria, existía ya a finales del s. XVI a las afueras de la ciudad. En la actualidad, está emplazada en una esquina muy concurrida y bulliciosa. Su festividad se celebra el 24 de enero.

  • Junto al Castillo de Pilas Bonas está situada la ermita de San Blas. Su diseño actual data de 1847, año en que fue remodelada tras ser destruida durante la Guerra de la Independencia. La ermita es de tapial, con una pequeña nave central y un lateral adosado en su prolongación. La conmemoración al santo tiene lugar el 3 de febrero.

    Para finalizar, quedan cuatro ermitas algo más alejadas del centro de la ciudad. La primera de ellas es la de la Divina Pastora, que preside la plaza que lleva su nombre. Fue construida en 1964 junto a las viviendas de los ferroviarios. A pesar de su austeridad, presenta en el interior arcos muy rebajados en finas pilastras que le dan un ambiente airoso. Cuenta con multitud de imágenes en su interior y también llama la atención la espadaña que arranca desde el dintel de la puerta, con ventanales entre líneas de verticalidad y que conjunta el hastial de la fachada. La fecha en que La Divina Pastora se convierte en “centro del municipio” es el último fin de semana de abril - primero de mayo.

  • Castillo Pilas Bonas
  • Divina Pastora
  • Posteriormente, podemos acercarnos hasta la ermita de la Virgen del Carmen. Se inauguró como capilla en 1945 y fue bendecida por el Padre Manuel de Hontoria. Adaptada desde una vivienda donada por la familia Malpica y en la que se lleva años impartiendo catequesis y rezándose el rosario para los vecinos de esta zona de la población. Su construcción refleja la austeridad de la época y se terminó de edificar en 1968. Tiene dos plantas, la alta está dividida en salones y la baja la ocupa la iglesia, cuyo techo tiene como decoración una gran cruz.

    Para acabar, se puede visitar la ermita del Cristo de las Agonías y la ermita de la Magdalena, situada esta última en el paraje de Siles. La primera está situada frente a la Plaza de Toros y ocupa el lugar de la Ermita de San Cristóbal, donde el Padre Manuel de Hontoria situó el Calvario después de la Guerra. Es tradición en la mañana del Viernes Santo que los manzanareños paseen por la Avenida de Andalucía para visitar al Cristo, en memoria del histórico acontecimiento del patronazgo de Nuestro Padre Jesús del Perdón. La segunda está enclavada en una zona natural. Se encontraba en ruinas hasta que en 1905 fue restaurada por los propietarios del Caserío de Siles. También conocida como la ermita de San Isidro Labrador, cuya imagen fue trasladada a este emplazamiento después de la Guerra.

Calendario de eventos

Abril 2017
L M X J V S D
27 28 29 30 31 1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

turismomanzanares.com utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios, facilitando la navegación por nuestra web. Para saber más sobre el uso que hacemos de las cookies, consulta nuestra Política sobre el uso de cookies Ver política